Francia hará obligatoria la vacunación infantil a partir de 2018

Tal y como vemos en un artículo de Gizmodo, Francia ha decidido “ponerse seria” en la lucha contra el movimiento antivacunas.

La asamblea nacional francesa acaba de anunciar un paquete de medidas prioritarias en materia de salud. La más llamativa es que la vacunación infantil será obligatoria, por ley, a partir de 2018.

Actualmente solo hay tres vacunas obligatorias en Francia: la de la difteria, la del tétanos y la de la polio.

El resto solo se recomiendan.

Pues bien, a partir de 2018 los padres estarán obligados a administrar un total de 11 vacunas.

El anuncio no abunda en detalles sobre qué pasaría si los padres deciden no cumplir esa normativa, pero no hay que irse muy lejos para buscar ejemplos sobre las consecuencias. En mayo de este año, Italia decidió hacer obligatorio un calendario de 12 vacunas. Los padres que no certifiquen el tratamiento no obtendrán plaza para sus hijos en centros de enseñanza públicos y se enfrentan a sanciones económicas.

Una reciente encuesta puso de manifiesto que tres de cada 10 franceses desconfían de las vacunas, y solo la mitad cree que los beneficios de vacunar a los pequeños son mayores que los riesgos.
Según la Organización Mundial de la Salud, un brote de paperas se extiende por Europa pese a que existe desde hace tiempo una vacuna contra esta enfermedad y obviamente, culpan de ello a la no vacunación.

Durante la sesión de la Asamblea Nacional, el primer ministro francés Édouard Philippe, ha dicho que “es inaceptable que haya niños muriendo de paperas en un país como Francia, que vio nacer a Louis Pasteur y que ha sido pionero en el desarrollo científico de las vacunas”.

En los dos primeros meses de 2017 se han registrado 79 casos de paperas en territorio francés.

En la noticia de Gizmodo, acaban con el siguiente párrafo típico de los medios de masas defensores de las verdades oficiales:

“El movimiento antivacunas se basa en un estudio publicado por el doctor Andrew Wakefield en el diario The Lancet hace 20 años. En aquel estudio se asociaba el autismo con la vacuna triple viral o SPR (MMR por sus siglas en inglés) que protege contra el sarampión, las paperas y la rubéola. Los resultados de aquel informe se han demostrado erróneos en decenas de estudios posteriores, pero el mal ya estaba hecho, y cada vez está más extendido”.

Simplemente eso, debate abierto sobre el tema, (como el que proponen personas tan famosas y que tienen tan poco a ganar con ello, como Robert de Niro); estar abiertos a escuchar a los padres que denuncian que sus hijos enfermaron tras recibir determinadas vacunas, alejándose de doctrinas inamovibles científicas, que parecen estar al servicio de los poderosos lobbies farmacéuticos y médicos y cuya actitud inmovilista, da pie a la aparición de teorías de la conspiración de las que a veces se aprovechan algunos desaprensivos del mundo alternativo para generar confusión (a algunos les pagan directamente para conseguir precisamente eso y desacreditar las teorías de la conspiración con bases reales).

Esos desaprensivos y estafadores pagados para destruir cualquier forma de pensamiento alternativo, equilibrado y sano, son los que han conseguido que mucha gente crea que este debate va en contra de TODAS las vacunas de por sí, cuando no es así.

Son el mismo tipo de gentuza pagada para generar bulos en las redes, como aquel que dice que la tierra es plana, todas las payasadas OVNI con todas sus gili-conspiraciones galácticas, lunares y marcianas asociadas, los efectos del HAARP (que en su momento llegó a ser culpable de cualquier cosa que sucediera en el planeta, desde terremotos, erupciones y caídas de aviones, hasta resfriados) y las presuntas “bases secretas en Marte a las que se envían niños esclavos”, como ejemplo reciente de la gran cantidad de payasadas, mentiras y manipulaciones con los que este tipo de basura llenan las redes.

Aquí nadie que esté en su sano juicio, puede poner en duda la efectividad de las vacunas a lo largo de la historia para luchar contra multitud de enfermedades y los millones de vidas que han salvado.

Lo que se discute, no es que “las vacunas de por sí sean malas”, sino que ALGUNAS vacunas (como la MMR), podrían estar provocando efectos nocivos, (el principal el autismo), debido a los componentes de la propia vacuna (Timerosal) y que eso debe investigarse a fondo sin interferencias ni intereses.

Pero en la Francia del (Rothschild) Macron, parece que ese debate no puede realizarse, porque por lo visto, en los tiempos actuales, nadie puede poner en duda al nuevo sustituto de la Iglesia y la Religión: la Ciencia Oficial y doctrinal, en la que la palabra del experto es palabra de Dios, como lo ha sido durante siglos la palabra del alto clero.

Una ciencia que está tan alejada del auténtico espíritu científico (rebelde, abierto, inconformista, creativo e innovador), como lo ha estado siempre la religión de la propia divinidad…


Fuente: http://es.gizmodo.com/francia-hara-obligatoria-la-vacunacion-infantil-a-parti-1796642198

 

Anuncios

352 muertes por la vacuna del papiloma notificadas ante la Agencia Europea de Medicamentos

Resultado de imagen de vacuna meningitisTres asociaciones europeas de afectadas por la vacuna del papiloma, entre ellas la española, AAVP, se han reunido con responsables de la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) para expresar su preocupación por cómo se ha llevado el proceso de evaluación de este fármaco y su posterior farmacovigilancia. Por contra, el Ministerio de Sanidad rehuye a la AAVP.

Los daños provocados por la vacuna del papiloma no han parado de crecer en todo el mundo y por ello han nacido numerosas asociaciones de afectadas. Esta semana, tres de ellas, la española citada, una irlandesa y otra inglesa se han reunido con varios técnicos de la EMA que les han explicado el procedimiento de revisión de seguridad de la vacuna que está desarrollando.

El Comité para la Evaluación de Riesgos en Farmacovigilancia europeo (PRAC) está estudiando dos graves reacciones adversas a la vacuna: el síndrome de dolor regional complejo y el síndrome de taquicardia postural ortostática.

Las asociaciones han manifestado sus preocupaciones sobre este proceso de evaluación ya que consideran que existe infranotificación de los daños provocados por medicamentos y en concreto en lo relativo a esta vacuna. Según Alicia Capilla, presidenta de la AAVP:

Como hemos podido experimentar las familias afectadas, en muchas ocasiones los médicos no notifican a los sistemas de farmacovigilancia de sus respectivos países las reacciones adversas con la vacunación del VPH y además la mayor parte de los ciudadanos no son conocedores de la existencia de este procedimiento”.

El no reconocimiento de los efectos adversos imposibilita la investigación y por tanto no existen tratamientos para curar ni tratar el síndrome post Gardasil y Cervarix (marcas de la vacuna del papiloma) que muchas jóvenes padecen.

Como afectadas -continúa Capilla- nos parece inaudito decir que esta vacuna no produce efectos adversos, como reiterados expertos e incluso autoridades sanitarias han declarado en España. Nos parece una temeridad y una falta de respeto hacia las víctimas relacionar todas sus dolencias con problemas psicológicos porque los síntomas que estas jóvenes padecen son los que están recogidos en la base de datos de la EMA, en la fichas técnicas y prospectos de estos productos.

Nos parece de una irresponsabilidad total que a día de hoy no se hayan encontrado tratamientos para estas afectadas”.

Las asociaciones han comentado con los responsables de la agencia europea el elevado número de notificaciones de reacciones adversas a esta vacuna, 45.222 (32.876 Gardasil y 12.346 Cervarix) a julio de 2015. Sobre todo las que acabaron en muerte (311 Gardasil y 41 Cervarix) y las notificaciones de enfermedades neurológicas ya que son las más notificadas (7.308 Gardasil y 2.848 Cervarix).

Estimamos que la revisión que realiza el PRAC debería incluir también la revisión e investigación de estas notificaciones”, concluye la presidenta de la AAVP.

La representante de las afectadas en España ha trasladado a los técnicos de la EMA la irresponsabilidad del Ministerio de Sanidad español, que se comprometió hace más de un año a volver a reunirse con dicha asociación para dar respuestas a todas las preguntas formuladas en un primer encuentro pero ahora rehuye a dichas familias.

Capilla también ha comentado cn la autoridad sanitaria europea el mal funcionamiento de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS):

No están siendo transparentes a la hora de contestar las peticiones de la AAVP, ni siquiera comunican el número de afectadas que hay en nuestro país. Los ciudadanos necesitamos a las autoridades públicas nacionales e internacionales en este tipo de casos, ya que nos están dando la espalda continuamente, primando intereses políticos y comerciales, en vez de sociales”.

Las tres organizaciones valoran de manera positiva su reunión en la EMA aunque consideran que el proceso de evaluación abierto es muy lento y debería ser más amplio.

Visto en: http://www.migueljara.com/2015/09/18/352-muertes-por-la-vacuna-del-papiloma-notificadas-ante-la-agencia-europea-de-medicamentos/

Resultados del primer estudio comparando niños vacunados vs no vacunados

“Los niños vacunados eran significativamente menos propensos que los no vacunados a ser diagnosticados con varicela y tos ferina, pero significativamente más propensos a haber sido diagnosticados con neumonía, otitis media, alergias y trastornos del desarrollo neurológico.”

Se ha completado un primer estudio de este tipo sobre más de 650 niños que compara a niños vacunados y no vacunados,

En esta encuesta de más de 400 madres, compararon a sus niños vacunados y no vacunados en una amplia gama de resultados de salud para determinar si había una asociación entre la vacunación y los trastornos del desarrollo neurológico (NDD), y si la hay, si esta asociación sigue siendo significativa después del ajuste para otros factores medidos.

Las conclusiones son escalofriantes: Los vacunados tuvieron una mayor tasa de alergias y trastornos del espectro autista, trastorno por déficit de atención con hiperactividad y/o una discapacidad de aprendizaje (NDD) que los no vacunados.

A continuación se muestra el resumen del estudio

Resultados de vacunación y salud: Una encuesta de niños vacunados y no vacunados de 6 a 12 años basada en informes de madres

RESUMEN
Antecedentes: Las vacunas han evitado millones de enfermedades infecciosas, hospitalizaciones y muertes entre niños estadounidenses. Sin embargo, los resultados de salud a largo plazo del programa de vacunación de rutina siguen siendo desconocidos. Los estudios han sido recomendados por el Instituto de Medicina para abordar esta cuestión.

Objetivos Específicos: Comparar niños vacunados y no vacunados en una amplia gama de resultados de salud, y determinar si una asociación encontrada entre la vacunación y los trastornos del desarrollo neurológico (NDD), si los hay, sigue siendo significativa después del ajuste para otros factores medidos.

Diseño: Una encuesta transversal de madres de niños educados en casa.

Métodos: Se les pidió a las escuelas de cuatro estados (Florida, Louisiana, Mississippi y Oregon) enviar un correo electrónico a sus miembros pidiendo a las madres que completaran un cuestionario en línea anónimo sobre el estado de vacunación y los resultados de salud de sus hijos biológicos de 6 a 12 años.

Resultados: Un total de 415 madres proporcionaron datos sobre 666 niños, de los cuales 261 (39%) no fueron vacunados. Los niños vacunados eran significativamente menos propensos que los no vacunados a ser diagnosticados con varicela y tos ferina, pero significativamente más propensos a haber sido diagnosticados con neumonía, otitis media, alergias y NDD (definido como Trastorno del Espectro Autista, Trastorno de Déficit de Atención con Hiperactividad y/o una discapacidad de aprendizaje). Después del ajuste, los factores que se mantuvieron significativamente asociados con NDD fueron la vacunación (OR 3,1, IC del 95%: 1,4, 6,8), sexo masculino (OR 2,3, IC del 95%: 1,2,3,3) y parto prematuro (OR 5,0, 95% CI: 2,3, 11,6). En un modelo ajustado final, la vacunación, pero no el parto prematuro, permaneció asociada con NDD, mientras que la interacción de parto prematuro y vacunación se asoció con un aumento de 6,6 veces las probabilidades de NDD (IC del 95%: 2,8, 15,5).

Conclusiones: En este estudio basado en los informes de las madres, los vacunados tenían una mayor tasa de alergias y NDD que los no vacunados. La vacunación, pero no el parto prematuro, permaneció significativamente asociado con NDD después de controlar otros factores. Sin embargo, el nacimiento prematuro combinado con la vacunación se asoció con un aparente incremento sinérgico en las probabilidades de NDD. Se necesitan más investigaciones con muestras más grandes e independientes para verificar y comprender estos resultados inesperados con el fin de optimizar el impacto de las vacunas en la salud de los niños.

Mawson AR, Ray BD, Bhuiyan AR and Jacob B (2016). Vaccination and Health Outcomes: A Survey of 6- to 12-year-old Vaccinated and Unvaccinated Children based on Mothers’ Reports. Front. Public Health 4:270. doi: 10.3389/fpubh.2016.00270
http://journal.frontiersin.org/article/10.3389/fpubh.2016.00270/abstract

Vaccination and Health Outcomes: A Survey of 6- to 12-year-old Vaccinated and Unvaccinated Children based on Mothers’ Reports

ABSTRACT
Background: Vaccinations have prevented millions of infectious illnesses, hospitalizations and deaths among US children. Yet the long-term health outcomes of the routine vaccination program remain unknown. Studies have been recommended by the Institute of Medicine to address this question.

Specific Aims: To compare vaccinated and unvaccinated children on a broad range of health outcomes, and to determine whether an association found between vaccination and neurodevelopmental disorders (NDD), if any, remains significant after adjustment for other measured factors.

Design: A cross-sectional survey of mothers of children educated at home.

Methods: Homeschool organizations in four states (Florida, Louisiana, Mississippi, and Oregon) were asked to forward an email to their members, requesting mothers to complete an anonymous online questionnaire on the vaccination status and health outcomes of their biological children ages 6 to 12.

Results: A total of 415 mothers provided data on 666 children, of which 261 (39%) were unvaccinated. Vaccinated children were significantly less likely than the unvaccinated to have been diagnosed with chickenpox and pertussis, but significantly more likely to have been diagnosed with pneumonia, otitis media, allergies and NDDs (defined as Autism Spectrum Disorder, Attention Deficit Hyperactivity Disorder, and/or a learning disability). After adjustment, the factors that remained significantly associated with NDD were vaccination (OR 3.1, 95% CI: 1.4, 6.8), male gender (OR 2.3, 95% CI: 1.2, 4.3), and preterm birth (OR 5.0, 95% CI: 2.3, 11.6). In a final adjusted model, vaccination but not preterm birth remained associated with NDD, while the interaction of preterm birth and vaccination was associated with a 6.6-fold increased odds of NDD (95% CI: 2.8, 15.5).

Conclusions: In this study based on mothers’ reports, the vaccinated had a higher rate of allergies and NDD than the unvaccinated. Vaccination, but not preterm birth, remained significantly associated with NDD after controlling for other factors. However, preterm birth combined with vaccination was associated with an apparent synergistic increase in the odds of NDD. Further research involving larger, independent samples is needed to verify and understand these unexpected findings in order to optimize the impact of vaccines on children’s health.

Keywords: Acute diseases; Chronic diseases; Epidemiology; Evaluation; Health policy; Immunization; Neurodevelopmental disorders; Vaccination, Acute diseases, chronic diseases, Epidemiology, Evaluation, Health Policy, Immunization, Neurodevelopmental disorders, Vaccination

Citation: Mawson AR, Ray BD, Bhuiyan AR and Jacob B (2016). Vaccination and Health Outcomes: A Survey of 6- to 12-year-old Vaccinated and Unvaccinated Children based on Mothers’ Reports. Front. Public Health 4:270. doi: 10.3389/fpubh.2016.00270
http://journal.frontiersin.org/article/10.3389/fpubh.2016.00270/abstract